Subscribe:

5 de marzo de 2011

Cuando las cosas se reiteran...

...la vida ya no es igual.
Ahora ya no solo no tengo madre, tampoco tengo padre.
Cuando perdí a mi madre sentí que mi vida ya no tenía sentido, sentí un dolor enorme y desconocido hasta entonces. La depresión me abrazó, me acunó, me penetró y se hizo mía para siempre. Pero logré mantener la cordura, las cosas bajo control....al menos hasta cierto punto.
Me reinventé por ellas y después de ellas.
Y ahora, mi papá también se ha ido...para siempre y aunque era terrible vivir con él, también era bello y gratificante. Y nos acompañábamos los dos. Aunque no lo pareciera, aunque ambos nos sintiéramos más bien solos.
Hoy sí conozco lo que es la soledad y el desamparo. Eso de levantarse a las cuatro de la mañana y ducharse, porque ya no hay más que dormir ni que soñar.
Eso de hacer lo que se me antoje sin que nadie se meta y sin reproches: Quiero un reproche...o más bien me hace falta. Necesito que alguien me diga "Si, no, ¡hasta cuándo!, no me gusta, etc".
Quisiera que alguien se alegrara con mis alegrías y se entristeciera con mis penas, de esa forma extraña que tenía él de demostrar sus sentimientos. Pero voy a su dormitorio y solo hay muebles, cama clínica, implementos para enfermo... y su impalpable omnipresencia.
Ya no hay nadie en el living viendo tele y haciendo zapping sin parar. Ya no hay nadie a quien esperar para prerapar el almuerzo ni noches presurosas cocinando para el día siguiente.
Ya no está la enfermera cuando llego para darme un reporte del día ni ese caballero que no sabía quién era yo y hasta me agarraba a a cachuchazos cuando me acercaba a su cama...la enfermera, entrañable señora Gloria que me avisaba que tenía que comprar mil y un implementos, comidas especiales y medicamentos para ese viejito que solía ser mi padre.
Ya nada es igual, otra vez.

7 OPINAN ¿Y BOSTON?:

  1. Y tu vida??... Piensas que no vale, que no tiene peso, que es NADA???

    Yo llevo una carga horrible con mi papá, una suerte de odio-amor que me tortura hasta el día de hoy. Estoy vieja, voy a cumplir 40 años este año, y aún así, me siento como una pendeja y me pongo a llorar como cabra chica, y me cuelgan los mocos, cuando tengo una discusión con mi padre (que cada día que pasa se va transformando en un completo desconocido... y mi mente me dice que es mi papá, pero mi corazón está demasiado herido)

    Todos cargamos una cruz amiga, TODOS. Y te entiendo, créeme que entiendo. Es en estos momentos cuando uno siente que nada tiene sentido y te dan ganas de irte a la mierda, no??. Y es en estos momentos también cuando sale de nosotros lo mejor... y en algunos casos, lo peor.

    Sé que me voy a morir soltera, antes me angustiaba porque me sentía requetecontra sola, pero acogí ésta (mi opción) porque tengo muy claro lo que tengo que hacer, y es lo que quiero hacer, lo que yo elegí hacer, y ese es mi puntal, la energía que me mueve cada día, y el sentido de mis días.

    Búscate!!!.. y verás que encontrarás a una hermosa mujer, que quiere vivir su vida intensamente, de la forma que ELLA escoja.

    OBVIO QUE LA VIDA YA NO ES IGUAL!!!... PERO SERÁ MUCHO MEJOR!!

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Al nacer ya estamos perdiendo algo maravillo, y hemos de perder muchas cosas más durante nuestro crecimiento y maduración, perdemos a veces el amor, las amistades, los trabajos, las ganas de vivir, la familia y también inevitablemente a nuestros Padres...Estamos llamados a comprender y ha aceptar esta condición como hijos de Dios que somos, Pero también sabemos que somos grandes y que tenemos la fuerza en nuestro interior para seguir con nuestra vida, con nuestros proyectos, con nuestras ganas de ser feliz, aunque el dolor no se quite con nada, pero tienes la certeza que los acompañaste hasta el final sin desconocer que el Amor es siempre más fuerte…

    La vida ya no será igual, pero tienes mucho que hacer, levantarte cada mañana y mirarte al espejo y decir desde hoy quiero y debe ser FELIZ…esa es tu recompensa...

    Simplemente las voces de los amigos son las notas más suaves en la orquesta de la vida...Ellos te acompañaran siempre hasta el final del túnel...

    ResponderEliminar
  3. No hay mucho que decir fulerita, la muerte de alguien muy cercano es de lo más inevitable y seguro pero no hay manera de prepararse para ese momento.

    Solo piensa que a ninguno de tus padres le haría la menor gracia saber que te quedaste pegada en la angustia. Si realmente los quieres no tienes que vivir llorándoos. Claro que es más fácil decirlo que hacerlo.

    En fin, ánimo y valor nomás.

    ResponderEliminar
  4. UNO NO QUIERE CONSEJOS ¿CIERTO? QUIERE TRANSMITIR, "SACÁRSELO " DE ADENTRO, HACER CATARSIS. POR MÁS GRANDE QUE UNO SEA LA SENSACIÓN ES ORFANDAD. A VECES, Y CON EL TIEMPO SE EMPIEZA A RECREAR Y SOÑAR...SI TENÉS GANAS MIRÁ LAS ENTRADAS DE MI BLOG RELACIONADAS CON EL TEMA DE LA TUYA (LA ÚLTIMA ES UNA) LAS OTRAS LAS PODÉS DESCUBRIR EN LAS ETIQUETAS. ABRAZO DESDE LEJOS

    ResponderEliminar
  5. Hola, no te conosco personalmente, pero lo cierto que igual es deprimente la muerte de un ser querido. Como lo digo Tomás, "no hay mucho que decir".
    Mis sinceras condolencias
    y espero que te recuperes

    ResponderEliminar
  6. Soy Carlos, colaborador de Printcolor (http://www.printcolorweb.com), imprenta digital especialista en libros. Tu blog ha sido seleccionado en la promoción “Tu primer libro gratis” y te regalamos la impresión gratis de tu libro, a cambio de que publiques en tu blog un comentario positivo sobre nuestros servicios. ¿Te interesaría? Para cualquier duda puedes enviarme un e-mail a info@printcolor.es

    ResponderEliminar

¿y Boston?